miércoles, 14 de julio de 2010

MENSAJES DE NUESTRA SEÑORA A PEDRO RÉGIS, Anguera, Brasil.



Mensaje de Nuestra Señora nº 3.344 transmitido en Araxá-MG el día 11/07/2010

Queridos hijos, Yo soy vuestra Madre y vine del cielo para conduciros a Mi Hijo Jesús Alegraos, pues vuestros nombres ya están escritos en el cielo. No desaniméis. No retrocedáis. Después de toda tribulación el Señor enjugará vuestras lágrimas. Toda tiniebla desaparecerá y la luz de Dios brillará en el corazón de los hombres y mujeres de Fe. La alegría reinará en el corazón de los elegidos de Dios y habrá un sólo rebaño y un sólo pastor. La victoria de Dios sobre las fuerzas del mal se Dará con el triunfo definitivo de mi Inmaculado Coacción. Coraje. Yo estaré siempre cerca de vosotros aunque no Me veáis. Doblad vuestras rodillas en oración y seréis victoriosos. Sufro a causa de vuestros sufrimientos. Vine al mundo para traeros la paz. Abrid vuestros corazones y aceptad la voluntad de Dios para vuestras vidas. Adelante por el camino que os señalé. Este es el mensaje que hoy os transmito en nombre de la Santísima Trinidad. Gracias por haberme permitido reuniros aquí una vez más. Yo os bendigo, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. Quedad en paz.





Mensaje de Nuestra Señora nº 3.343 transmitido el día 10/07/2010

Queridos hijos, sufro por aquello que viene para vosotros. Las aguas se levantarán con gran furia y Causará gran destrucción. La Tierra de Santa Cruz beberá el cáliz amargo del sufrimiento. Doblad vuestras rodillas en oración. Sed fieles al Señor y en todo testificad que sois de Cristo. Cuando sintáis el peso de la cruz, llamad a Mi hijo Jesús. Él es vuestro gran amigo y estará siempre cerca de vosotros. Volveos a Él que os ama y os llama. No quedéis estancados. Reconciliaos con Dios por medio del sacramento de la confesión. Buscad a Jesús en la Eucaristía y seréis grandes en la fe. Este es el mensaje que hoy os transmito en nombre de la Santísima Trinidad. Gracias por haberme permitido reuniros aquí una vez más. Yo os bendigo, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. Quedad en paz.





Mensaje de Nuestra Señora nº 3.342 transmitido el día 08/07/2010

Queridos hijos, Soy vuestra Madre y vine del cielo para llamaros a la conversión. Sufro por aquello que viene para vosotros. Rezad mucho ante la cruz y arrepentíos sinceramente de vuestros pecados. La humanidad está enferma y necesita ser curada. Volveos a Jesús. Él es vuestro único y verdadero Salvador. Fuera de Él no hay salvación. Amad y defended la verdad. Un fuego causará destrucción en la tierra del hielo. De las profundidades vendrá una gran devastación para los hombres. Rezad. Rezad. Rezad. Este es el mensaje que hoy os transmito en nombre de la Santísima Trinidad. Gracias por haberme permitido reuniros aquí una vez más. Yo os bendigo, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. Quedad en paz.





Mensaje de Nuestra Señora nº 3.341 transmitido en Goiânia/GO el día 06/07/2010

Queridos hijos, coraje. Dios está muy cerca de vosotros. Pase lo que pase no permitáis que la llama de la fe se borre dentro de vosotros. Llenaos de esperanza, pues el mañana será mejor para todos los hombres y mujeres de fe. Yo soy vuestra Madre y vine del Cielo para deciros que este es el tiempo de la gracia. No viváis alejados. Lo que tenéis que hacer hoy no lo dejéis para el mañana. He ahí el tiempo de las grandes tribulaciones. La humanidad se alejó de Dios. Mis pobres hijos caminan como ciegos guiando a otros ciegos. Rezad. La oración es el recurso que os ofrezco para estos tiempos difíciles. Vuestra victoria está en el Señor. BUSCADLO siempre. Acercaos a la Eucaristía y escuchad Su Palabra, pues solamente así podéis soportar el peso de las pruebas que ya están en camino. Dejaos guiar por el Señor y Él os llevará por el camino seguro. No desaniméis. Cuando todo parezca perdido vendrá para vosotros la gran victoria. Un hecho asombroso sucederá en España y mis pobres hijos cargarán la cruz pesada. El terror se esparcirá y los hombres temerán. He ahí el tiempo de vuestro regreso. No crucéis los brazos. Adelante. Yo pediré a Jesús por vosotros. Este es el mensaje que hoy os transmito en nombre de la Santísima Trinidad. Gracias por haberme permitido reuniros aquí una vez más. Yo os bendigo, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. Quedad en paz.





Mensaje de Nuestra Señora Reina de la Paz nº 3.340 transmitido el día 03/07/2010

Queridos hijos, vivid dirigidos hacia el paraíso para el cual únicamente fuisteis creados. Desead las cosas del cielo, pues todo en esta vida pasa, pero los tesoros de Dios en vosotros serán eternos. Sed justos, pues el Señor reservó para sus elegidos a aquello que los ojos humanos jamás vieron. Después toda tribulación habrá una gran transformación en la tierra. Todo aquello que hoy contempláis será diferente. Los escogidos del Señor han de alegrarse con aquello que irán a contemplar. Veréis nuevos cielos y nueva tierra. Las promesas de Dios se realizarán en favor de los suyos. Coraje. Rezad. Solamente en la oración podéis comprender los designios de Dios para vuestras vidas. Yo soy vuestra Madre y os amo. Animaos, pues vuestros nombres ya están escritos en el cielo. Adelante por el camino que os señalé. Este es el mensaje que hoy os transmito en nombre de la Santísima Trinidad. Gracias por haberme permitido reuniros aquí una vez más. Yo os bendigo, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. Quedad en paz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada